15 de julio de 2024

Cómo Subir a la Cruz de Benidorm

La Cruz de Benidorm es uno de los puntos más emblemáticos de la ciudad, visible desde numerosos lugares en el área. Situada en lo alto de una colina, la cruz no solo es un símbolo religioso, sino también un popular destino turístico debido a las espectaculares vistas panorámicas que ofrece. El saber Cómo Subir a la Cruz de Benidorm no tiene gran misterio, pero sin duda es una experiencia que combina un poco de esfuerzo físico con la recompensa de una vista impresionante del horizonte de Benidorm y el mar Mediterráneo.

Historia y Significado de la Cruz de Benidorm

La Cruz de Benidorm tiene una historia interesante que se remonta a mediados del siglo XX. Originalmente, la cruz fue erigida en 1961 como parte de una misión religiosa para "purificar" la ciudad, que en ese entonces estaba comenzando a convertirse en un popular destino turístico. A lo largo de los años, la cruz se ha convertido en un símbolo de la ciudad y un lugar de peregrinación para locales y visitantes por igual.

Cómo Subir a la Cruz de Benidorm

Llegar a la Cruz de Benidorm es relativamente sencillo, aunque puede requerir un poco de esfuerzo físico debido a la pendiente del camino. En coche o a pie: La ruta comienza comienza en el Punto de Información Turística Rincón de Loix, al final del paseo marítimo, entre la avenida del Derramador y la calle Gerona. Una segunda opción es empezarla desde la calle Hamburgo y desviarse la primera calle a la izquierda. Después de salir de la parte urbanizada, el camino asfaltado nos conduce directamente hasta la Cruz de Benidorm.

Mejor Época y Horario para la Subida

Dado el clima cálido de Benidorm, especialmente en verano, se recomienda realizar la subida temprano en la mañana o al final de la tarde. Esto no solo te permitirá evitar las altas temperaturas, sino también disfrutar de vistas más espectaculares durante el amanecer o el atardecer. Mi experiencia personal confirma que subir durante estas horas es mucho más agradable y seguro.

acceso a la cruz

Descripción del Camino

El camino comienza en el Rincón de Loix y pronto se convierte en una subida constante por una pista asfaltada. A medida que avanzas, las vistas de la ciudad y el mar se vuelven cada vez más impresionantes. A lo largo del camino, encontrarás varios miradores donde puedes detenerte para descansar y disfrutar del paisaje. La ruta hacia la Cruz de Benidorm es mayormente asfaltada, lo que facilita la subida, aunque hay secciones bastante empinadas que pueden requerir un poco más de esfuerzo.

Puntos Destacados en la Subida

El punto más destacado de la ruta hacia la Cruz de Benidorm son sus vistas, si bien no hay arbolado a penas, cada curva nos muestra unas vistas increíbles de la zona. Finalmente la propia cruz, desde donde las vistas son verdaderamente panorámicas. En días despejados, puedes ver claramente la línea costera y los rascacielos de Benidorm, así como las montañas que rodean la región. La sensación de logro al llegar a la cima es incomparable y vale cada esfuerzo realizado durante la subida.

Llegando a la Cruz de Benidorm

Qué Llevar

Es esencial llevar agua suficiente, especialmente si decides subir durante los meses más cálidos. Un sombrero, protector solar y gafas de sol también son recomendables para protegerte del sol. Si planeas subir al amanecer o al atardecer, una chaqueta ligera puede ser útil ya que la temperatura puede bajar.

Recomendaciones de Seguridad

Aunque la ruta es segura, es importante seguir algunas precauciones. Lleva un calzado cómodo y adecuado para caminar por terrenos empinados. También es recomendable informar a alguien sobre tu plan de subida, especialmente si decides ir solo. Durante la subida, presta atención al tráfico si decides caminar por la carretera, ya que algunos tramos son compartidos con vehículos.

Disfrutando las Vistas desde la Cima de Benidorm

Llegar a la Cruz de Benidorm es solo una parte de la experiencia. Una vez en la cima, tómate tu tiempo para disfrutar de las impresionantes vistas que se extienden por kilómetros. Las vistas desde la cruz ofrecen una perspectiva única de Benidorm, con el contraste entre sus rascacielos y el mar, así como las montañas en el fondo. Es un lugar perfecto para tomar fotografías y simplemente relajarte disfrutando del paisaje.

Testimonios de Visitantes que han subido a la Cruz

Muchos visitantes han compartido sus experiencias sobre la subida a la Cruz de Benidorm. "La subida es relativamente sencilla ya que es por pista y camino asfaltado prácticamente todo, pero muy empinado en muchas zonas", comenta un visitante. Las opiniones coinciden en que "las vistas son increíbles y merece la pena hacerlo". Sin duda, es una experiencia que se disfruta aún más si se realiza en las primeras horas de la mañana o al atardecer, cuando el clima es más fresco y la luz del sol añade un toque mágico al paisaje.

¿Vale la Pena Subir a la Cruz de Benidorm?

Subir a la Cruz de Benidorm es una actividad que combina ejercicio, naturaleza y vistas espectaculares. Aunque la subida puede ser desafiante en algunos tramos, la recompensa al llegar a la cima es incomparable. Las vistas panorámicas de la ciudad, el mar y las montañas circundantes hacen que todo el esfuerzo valga la pena. Ya sea que seas un turista en busca de una buena caminata o un local que desea disfrutar de un punto de vista diferente de la ciudad, la Cruz de Benidorm es un destino que no debes perderte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *