En pleno valle de Pop nos encontramos Alcalalí, rodeado de almendros y naranjos encontramos un pequeño núcleo en plena Marina Alta. Aunque no es de los lugares más conocidos, sí que es un lugar donde iremos, o pasaremos, en diversas ocasiones si hacemos visitas a las numerosas rutas de la zona.
El núcleo urbano está situado entre los montes Carrascal, Seguili, Rates y Aixa, valle por el que discurre el río Gorgos. Todo el municipio está rodeado de montes y montañas de una gran belleza. Entre almendros y naranjos podemos disfrutar de varias rutas senderistas y BTT como la ruta Alacalí-Coll de Rates.

Tiene un patrimonio histórico de gran importancia. Entre sus monumentos más importantes encontramos la Torre Medieval del s.XV, la ermita de San Juan de la Mosquera o ejemplos de arte rupestre como las pinturas de la Penya de Seguers.
La gastronómica de Alacalí es muy variada, se hace evidente cuando podemos degustar platos que van desde el cous-cous hasta las cocas, siempre acompañados de productos vinícolas de la zona. La zona recordemos que fue de las últimas ocupadas por los árabes y mozárabes en la península y esta mezcla hace que haya una rica gastronomía.


Sus fiestas patronales se celebran el 24 y 25 de Junio en honor a San Juan Bautista de Mosquera y al Santísimo Cristo de la Salud. Las imágenes de San Juan y el Cristo de la Salud, salen en procesión por el pueblo, siendo este último día cuando se lleva a cabo la tradicional bendición de los panes, repartiéndose entre los fieles. El último fin de semana de agosto se celebra la festividad de San Miguel, con diversos concursos y juegos populares.